. . .


¿Incluir la pandemia en la trama de una serie o hacer como si no hubiera pasado nada y evitar participar en la fatiga pandémica que se ha hecho fuerte entre los ciudadanos? Esa disyuntiva se la han planteado muchas de las ficciones televisivas que ambientan sus tramas en la actualidad. Hace un año, el mundo cambió. La producción audiovisual se paralizó y los guionistas y productores tuvieron que tomar decisiones sobre el futuro inmediato de sus historias. En Estados Unidos, muchas comedias, dramas policiales y series médicas optaron por mostrar cómo había cambiado el mundo también para sus protagonistas, en muchos casos trabajadores esenciales y en primera línea de pandemia. “Tenemos una serie médica y tenemos este mundo. No debatimos demasiado sobre ello, sabíamos que teníamos que hacerlo, que teníamos que cubrirlo”, explica David Shore (London, Canadá, 61 años), guionista, productor y creador de The Good Doctor.

Seguir leyendo



Source link

loading...