. . .

Piers Morgan, la primera víctima de Enrique de Inglaterra y Meghan Markle



Piers Morgan (Surrey, Reino Unido, 55 años) utiliza el periodismo para promocionar a Piers Morgan. Y en eso, no tiene igual. Es el rostro en el que todos los británicos piensan cuando imaginan a esa prensa feroz, rastrera e inhumana a la que Meghan Markle ha declarado la guerra. Tan convencido estaba de que recaía solo en él la tarea de desenmascarar a la duquesa de Sussex, a lo que se ha dedicado con ahínco durante años desde su puesto de presentador del programa Good Morning Britain (GMB) en la cadena ITV, que el pasado lunes se pasó de frenada. Acababa de ver la entrevista de Meghan Markle y el príncipe Enrique con la periodista estadounidense Oprah Winfrey. “Dos horas de basura contra la familia real, para destruir todo el trabajo realizado por la reina durante estos años y presentar a la casa real como un grupo de supremacistas blancos con sus acusaciones de racismo”, arremetió Morgan contra la pareja. Al día siguiente, cuando se reafirmó en que “no creía una sola palabra que saliera de la boca de Markle” —ni siquiera su estado de salud mental, que según ella le había llevado a acariciar la idea del suicidio— se topó con la horma de su zapato. Alex Beresford, quien inició su carrera en ITV como hombre del tiempo y aparece ocasionalmente como copresentador de Morgan o como reportero en el programa matinal, no pudo contenerse y dejó a su compañero con la palabra en la boca. “Entiendo que no te guste Meghan Markle. Ya te has encargado de decírnoslo. Tenías una relación personal con ella y fue ella quien decidió cortarla. Estaba en su derecho. La has despedazado durante todo este tiempo sin que ella haya dicho una palabra sobre ti. Es un comportamiento diabólico”, le acusó Beresford. Morgan no pudo soportar el sabor de su propia medicina y abandonó el plató encolerizado. Por un rato. Enseguida estaba de vuelta para seguir con su monólogo-diatriba. Al día siguiente, después de recibir 41.000 quejas de los espectadores, la dirección de ITV comunicó que Morgan dejaba de presentar el programa cuya audiencia había ayudado a levantar con su personalidad, histrionismo y popularidad.

Seguir leyendo



Source link

loading...