. . .

¿Por qué es importante llevar una mascarilla de tu talla?



Para estar protegido frente al coronavirus SARS-CoV-2 nos basta con llevar una mascarilla homologada, sino que hay que llevarla bien puesto, porque, de lo contrario, estaríamos protegidos solo parcialmente. Lo asegura un estudio publicado en “PLoS ONE” que concluye que, para ofrecer una protección adecuada, la mascarilla no solo debe estar hecha de material de alta filtración y baja resistencia, sino que también debe ajustarse al usuario.

Cada persona es única y tiene unos rasgos anatómicos diferentes pequeñas, de ahí la relevancia de ajustar correctamente las mascarillas. Sin un ajuste adecuado, el valor del material de alta filtración disminuye significativamente.

En este trabajo se ha visto que los participantes lograban una protección similar con una cubierta facial de tela que con un respirador KN95, cuyo material debería funcionar de manera similar a un respirador N95. De hecho, la investigación indica que las mascarillas quirúrgicas, las KN95 mal ajustadas y las mascarillas de tela básica ofrecían niveles similares de protección al usuario.

Estos hallazgos apoyan el argumento de que es esencial asegurar un ajuste adecuado de los respiradores N95 en los sanitarios, para lo que sería preciso disponer de una amplia variedad de modelos y tamaños de mascarillas almacenados ya que no se puede asumir que un modelo de mascarilla protege a la mayoría de los usuarios.

«Sabemos que solo un buen ajuste entre la mascarilla y la cara del usuario evita que muchos aerosoles y gotitas se filtren por la parte superior y los lados», afirma Eugenia O ‘ Kelly del Departamento de Ingeniería de Cambridge (Reino Unido), y primera autora del artículo.

Para el estudio, siete participantes evaluaron primero las máscaras N95 y KN95 realizando una verificación de ajuste. Posteriormente, los participantes se sometieron a pruebas de ajuste cuantitativas, que utilizan un contador de partículas para medir la concentración de partículas dentro y fuera de la mascarilla, mientras usaban máscaras N95 y KN95, quirúrgicas y de tela. Los resultados evaluaron la protección para el usuario de cada mascarilla, algo en entornos clínicos.

Las N95 fueron las que ofrecieron mejores resultados de filtración, que son un estándar similar a las máscaras FFP3 disponibles en el Reino Unido y el resto de Europa, ofrecieron grados de protección más altos que las otras categorías probadas; sin embargo, la mayoría de las N95 no se ajustaron adecuadamente a los participantes.

En su estudio, los investigadores encontraron que cuando se ajustan correctamente, las N95 filtran más del 95% de las partículas en el aire, ofreciendo una protección superior. Sin embargo, en algunos casos, las N95 mal ajustadas solo eran comparables con las quirúrgicas o de tela.

«No es suficiente asumir que un solo modelo N95 se ajustará a la mayoría de la población», afirma O’Kelly. «La mascarilla de mayor ajuste que examinamos, la 8511 N95, se ajusta sólo a tres de los siete participantes de nuestro estudio».

Una observación que hicieron los investigadores durante su estudio fue que el ancho de la pestaña de la mascarilla, el área del material que entra en contacto con la piel, puede ser una característica crítica para adaptarse. Las que se ajustan al mayor número de participantes tienden a tener bridas más anchas y flexibles alrededor del borde.

Además, se observó que las pequeñas diferencias faciales tienen un impacto significativo en el ajuste cuantitativo. «Ajustar la cara a la perfección es un desafío técnico difícil y, como mostró nuestra investigación, pequeñas diferencias como una nariz un centímetro más ancho o mejillas ligeramente más llenas pueden hacer o deshacer el ajuste de una máscara», explica O’Kelly.

Los investigadores esperan que sus resultados sean útiles para aquellos que están trabajando en nuevas tecnologías y programas para evaluar el ajuste, de modo que la atención médica y otros trabajadores de primera línea estén adecuadamente protegidos en el caso de futuras pandemias.



Source link

loading...